¿CORRUPCIÓN EN EL CONCEJO DELIBERANTE? SILENCIO CÓMPLICE DE VUOTO Y EDILES ANTE DENUNCIA POR RETORNOS CONTRA MARIANA OVIEDO

FUENTE – CONTEXTOS FUEGUINOS

El Concejo Deliberante de Ushuaia sigue acumulando manchas: la edil del Movimiento Popular Fueguino (MoPoF), Mariana Oviedo, quien primero se mostraba opositora al intendente Walter Vuoto y casualmente devenida en oficialista (¿de Melella, Vuoto y/o Pino?), denunciada por apropiarse de una parte del sueldo de asesores de su bloque, sigue generando preocupaciones en el ámbito del partido provincial tras las declaraciones de Raúl Paderne, abogado patrocinante de la denunciante, María Pérez, que sostuvo que de 75 mil pesos que percibía, debía entregar 25 mil a la concejal en una cuenta que poseía la hermana. 

Si bien Paderne se excusó de brindar más detalles dadas las limitaciones por el estado en que se encuentra la causa, “existió una denuncia penal realizada el año pasado y a partir de ahí hemos trabajado como parte querellante. Hay un sinnúmero de irregularidades y creemos que podemos acreditar la existencia de delito de parte de la concejala”.

Paderne continuó sosteniendo que, “Basado en la misma denuncia, me constituí en parte querellante para poder impulsar el proceso penal. No puedo entrar en precisiones pero es algo así. Hay muchas cuestiones técnicas vinculadas con la calificación del delito, porque se podría haber de extorsión, de negociaciones incompatibles con la función pública, pero no quiero ser imprudente”. 

También confirmó que dentro de la prueba se presentó un listado con los extractos bancarios, donde se observan los depósitos mensuales a la hermana de Oviedo. “Esa información es cierta, pero no creo que el dinero fuera para la hermana, sino que era un medio para llegar a la concejala”, señaló en declaraciones a una emisora radial de la ciudad de Río Grande.

También trascendió que se presentaron conversaciones de WhatsApp, lo cual no fue desmentido por Paderne sino lo contrario: “Es profusa la prueba presentada en la causa y va a haber más prueba que vamos a presentar en estos días”, aseveró.Pérez, que fue despedida por Oviedo, se encuentra a la espera de nuevos avances en la denuncia, que “está siguiendo el trámite normal de este tipo de procedimientos”, dijo el letrado. 

En relación a las reacciones dentro del histórico partido provincial, se planteó informalmente una profunda preocupación por la conducta de Oviedo. En cuanto a los pasos a seguir dijo que “ahora la querella tiene que ser aceptada porque uno tiene que cumplir ciertos requisitos. Una vez que nos tengan como parte querellante tenemos prueba para ofrecer, que es contundente y no la puedo adelantar”.

“La actitud es de colaboración, queremos que esto se ventile, y esperemos que la justicia tome las decisiones que entendemos que corresponden”, concluyó. 

Pese a que la denuncia data de fines de 2020, aún no existe ninguna postura clara del cuerpo de concejales, que optó por el silencio cómplice frente a semejante escándalo. No es el primero que atraviesa el Concejo: ya el presidente del cuerpo, Juan Carlos Pino, denunció el extravío de un cheque por 65 mil dólares, sin que tampoco hubiera pedido de informes sobre el episodio, pese a la rareza que constituye ahorrar en dólares en los últimos años de devaluación de la moneda argentina.  



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *